Hijos ilustres del pueblo
El Hno. Eduardo Fernández o Hno. Ildefonso, como es conocido entre sus más antiguos alumnos, nace en Aguas Cándidas (Burgos). Son sus padres Eugenio Fernández y Juana Francisca Bárcena. Y tiene como hermanos a Paulino (Hno. de la Salle, como él), José, Julio (también Hno. de la Salle) y Persiliano.

En 1941 llega a Venezuela donde concluye sus estudios en pedagogía en la casa de formación "Dos Caminos" y posteriormente trabaja durante un año como profesor de primaria.

En 1958 llega a Costa Rica, iniciando el más largo e importante de todos sus viajes: la creación de un Museo de Historia Natural.

De 1958 hasta 1970 desarrolla su labor como profesor de secundaria en el campo de las matemáticas y las ciencias naturales en el Colegio La Salle, teniendo bajo su tutela la formación de destacados profesionales.
En 1960, conoce al señor Gregorio Litwin, quien se dedicaba a la importación de fauna exótica de otros continentes hacia Costa Rica para luego reexportarla a los más notables zoológicos de Norteamérica y Europa, feneciendo algunos ejemplares en Costa Rica por diversas causas. Don Gregorio le propone al Hno. Eduardo la disección de dichas piezas para el aprovechamiento de sus alumnos. Es así como nace el Museo de Ciencias Naturales de La Salle.

En el año 1970 el Hermano Eduardo es trasladado a Nicaragua al Colegio Técnico de León, donde fungió como Director hasta 1979. A partir de entonces regresa a Costa Rica a retomar su obra iniciada dos décadas atrás.

Ante el aumento de los ejemplares, producto de la colaboración de alumnos entusiastas en el estudio de la Biótica, tan rica y variada en estas tierras y la colaboración de la dinámica Asociación de Padres de Familia Lasallista de ese entonces, logra construir en el año 1971, la primera parte de la planta física que hoy día alberga las colecciones del museo, siendo el primer edificio construido en Costa Rica con los requerimientos técnicos que un museo moderno necesitaba.

Actualmente desempeña su trabajo como Director del Museo y no cesa en su empeño de disecar, recolectar y clasificar las nuevas piezas cuando su estrecho horario así se lo permite y las circunstancias lo demandan.


Saber más: http://www.conicit.go.cr/boletin/boletin7/eduardo.html
Eduardo Fernández Bárcena
Double click to edit..